El Ayuntamiento saca a concurso la ampliación y mejora del Centro de Protección Animal

El proyecto sale a concurso por 78.850 euros y un plazo de ejecución de 6 meses

El Ayuntamiento ha sacado a concurso la ampliación y mejora del Centro de Protección Animal (CPA), el centro del Alto de Armentia adaptado para la atención de animales perdidos, abandonados o accidentados en la vía pública.  El proyecto sale a concurso por 78.850 euros (IVA incluido) y con un plazo de ejecución de 6 meses.

 

Las instalaciones fueron abiertas en 1983, siendo asumidas por parte del Ayuntamiento en 1989. Desde entonces hasta el momento actual, el Centro se ha transformado y desarrollado con el objetivo de responder a las necesidades surgidas durante más de 30 años, tanto por la evolución en la forma de cuidado y atención de los animales como por el incremento del ámbito de actuación a toda el territorio, junto con las actividades de difusión y formación.

Originalmente el centro se dimensionó para dar servicio, con los estándares del momento, al término municipal de Vitoria-Gasteiz. Sin embargo, a la vista de las necesidades del territorio y mediante acuerdos con la Diputación Foral de Álava, la realidad actual es que se da servicio a la totalidad de la provincia lo que supone que tanto las necesidades como las tareas han sobrepasado con creces las previsiones con las que nació el centro.

Pese a adecuarse a la normativa vigente, el CPA presenta una serie de incomodidades y de necesidades de espacios que se han ido incrementando a lo largo del tiempo, producto del incremento de servicios ofertados (animales de cualquier tipo, charlas a colectivos), de la política de sacrificio cero que se lleva a cabo y del aumento de animales recogidos al abarcar toda Álava.

Por ello, desde el propio CPA se elaboró en 2015 una propuesta de mejoras para la atención de los animales, las condiciones de trabajo de empleados y voluntarios, y el servicio a las personas que se acercan a sus instalaciones para realizar trámites, adoptar animales o realizar su seguimiento veterinario. Esta propuesta ha servido como base para la realización del proyecto de necesidades de reforma y ampliación de las instalaciones del CPA que sale a concurso.

La ampliación propuesta de las instalaciones del CPA se desglosa en 3 intervenciones principales: reforma de los accesos viarios, ampliación del edificio de oficinas y la ampliación de las instalaciones de atención a los animales.

Respecto a la reforma de accesos viarios se plantea una reordenación del trazado viario ampliando radios de giro, y una reurbanización del espacio entre este acceso y las instalaciones del CPA, que posibilite espacios más amplios para el aparcamiento y maniobra de vehículos, además del acceso sin barreras a la parte pública del CPA. Todo ello, sin perder de vista el carácter natural del espacio donde se ubica el Centro.

En relación a la ampliación del edificio de oficinas, se plantea tanto la redistribución del edificio existente como su ampliación, para dotar de la dimensión suficiente a los distintos espacios y ordenar las circulaciones de forma que el personal pueda realizar sus funciones y el público reciba atención de forma eficiente.

Las obras consistirían en la redistribución del edificio existente, que pasaría a destinarse a la atención al público y a los vestuarios de personal y aseos públicos, y en su ampliación mediante una construcción adosada a la actual, que se destinaría a un espacio polivalente, para dar cabida a reuniones, incrementos puntuales de atención y/o charlas para unas 20 personas y al espacio de atención veterinaria a los animales.

La propuesta de ampliación de las instalaciones de atención a los animales contempla una nueva zona de cheniles, que se destinaría a la primera atención de los animales recogidos por la provincia y que llegan al CPA en los vehículos de recogida. Esta nueva zona posibilitaría la atención diferenciada de los animales recién recogidos respecto a la de los ejemplares que se encuentran disponibles para su posible salida del Centro, en los 32 cheniles actuales.

La ampliación consistiría en 25 nuevos cheniles individuales, de tamaño similar a los actuales. Se distribuirían en tres zonas diferentes, cada uno con una zona de paseo al aire libre. Al menos 5 de estos 25 nuevos cheniles se habilitarían para la acogida de perros peligrosos, mediante una doble puerta de acceso.

Aparte de estos nuevos cheniles, se propone reconfigurar las zonas de atención a cachorros caninos, perros enfermos y gatos. La zona de cachorros se separa del resto de instalaciones para perros con el objetivo de evitar posibles transmisiones de enfermedades, ubicándose próxima al edificio de oficinas.

Para los perros enfermos se dispone un nuevo bloque junto a los nuevos cheniles, permitiendo su acceso tanto desde la zona actual de cheniles como desde la ampliación. Respecto a los gatos, se liberan los espacios del bloque existente junto a la sala de instalaciones para que se destine en su totalidad al cuidado de los gatos.

Además de esta intervención principal, se realizarían otras dos intervenciones menores. Una consistiría en el traslado del estanque existente en la trasera del edificio hasta el espacio de acceso, donde se podría visualizar por parte del público en general, cumpliendo una función pedagógica. Otra consistiría en la creación de una zona para otro tipo de animales que acoge temporalmente el CPA (caballos, burros, cabras,…), que se ubicaría en la zona más distante del resto de instalaciones para animales, y dispondría de acceso independiente. De esta forma, tanto a nivel sanitario como funcional, se separarían adecuadamente estas zonas de uso más esporádico de las zonas con mayor uso y tráfico, tanto de personas como de animales.

 

A %d blogueros les gusta esto: