La Casa del Cordón: fotos e historia

Fue construída en el siglo XV por el comerciante vitoriano y judío converso Juan Sánchez Bilbao. Reedificó su casa de la calle Cuchillería, adaptándola al tipo de construcción característica de vivienda fortificada, dadas las luchas entre bandos de los distintos linajes. La vivienda alojaba en su interior una torre que Sánchez Bilbao convirtió en la parte más noble del edificio.

 

 

Autoridades locales del año 58 visitando el edificio previo a la Restauración.

 

 

El cordón franciscano que orla una de las puertas de su fachada gótica da nombre a la Casa del Cordón, residencia del comerciante judío. Su torre medieval de siglo XV tiene un arco apuntado en su entrada que da acceso a la sala principal cubierta por una espléndida bóveda.

 

Proceso de Restauración.

 

De la primitiva torre se conserva, el piso bajo. El grueso poyal, constituido en el eje del maderamen de sus muros y cubiertas, pudo continuar en sus plantas superiores de las que, salvo la citada principal, no se conservan restos.

 

Finales de los 80

 

 

 

Igualmente se mantiene aunque desfigurada, la fachada gótica de la casa, la cual muestra hoy cinco puertas de acceso, dos de ellas con grandes arcos apuntados, dispuestos para mostradores, según costumbre medieval.

 

Sobre el primero puede verse el citado cordón y un relieve del estigma de San Francisco; en el de la izquierda al anagrama de Jesús radiante. Entre ellos se abre una pequeña puerta que lleva sobre su arco el Ave María; y a los flancos dos puertas simétricas con arcos orlados.

 

Piso principal

 

Respecto a la ambientación decorativa de su interior, destaca el nutrido repertorio de muebles, todos ellos ejemplos sobresalientes del arte popular, fundamentalmente vasco. Dentro del mobiliario tiene interés el arca de mercader de la sala Gótica, de fuerte sabor mudéjar. En la misma sala se encuentra un tapiz tejido en lana y sedas, del marcado sello flamenco del siglo XVI.

 

Sala gótica

 

Aparte de su interés arquitectónico y decorativo, guarda recuerdos históricos inapreciables: en ella habitó Adriano de Utrech, elegido Papa cuando se hallaba en Vitoria.

 

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: